Ácido oxálico: eliminar manchas/blanquear la madera

Los muebles pueden presentar manchas o restos de suciedad en determinadas zonas. Uno de los principales enemigos de la madera son sobre todo la grasa y la tinta que si no se eliminan a tiempo penetran en la madera y provocan su deterioro.
Una solución para evitarlo son los productos decolorantes como el ácido oxálico que puede encontrarse en farmacia o droguerías. Para quitar manchas resistentes se prepara una solución de ácido oxálico y agua: el ácido es un polvo blanquecino y ha de ser diluido en una proporción de tres cuartos de agua y un cuarto de ácido.

El ácido oxálico nos eliminará las manchas y también nos permitirá recuperar el color natural de la zona afectada. Se trata de una fórmula que, en principio, actúa sólo sobre manchas pequeñas. Para que realice su función sin estropear la madera, el ácido tiene que rebajarse diluido en agua caliente. El proceso correcto consiste en verter este producto en el agua, nunca al revés.

Hay que aplicarlo cubriendo la mancha con el preparado. Éste puede extenderse con una brocha de fibra. Una vez que el ácido se seca, se empapa con agua la zona para contrarrestar el efecto del decolorante. Otra posibilidad es mojar una gasa con la mezcla de ácido y agua. Ésta se coloca sobre la mancha durante 15 minutos, aproximadamente. Si pasado este tiempo la mancha ha desaparecido, se retira la gasa y se aclara con agua. Se tiene que respetar los tiempos o realizar una prueba previa en alguna zona no visible del mueble para evitar que el mueble se decolore en exceso.

Otro uso es si queremos simplemente aclarar la madera y no tenemos manchas en el mueble, solamente queremos que tenga un tono más claro. Resulta útil si el mueble ha sido tintado a veces cuesta en retirar el tinte porque la madera ha absorvido parte de ese tinte.

El procedimiento es el mismo. Se mezcla con agua caliente y se extiende sobre el mueble con una brocha. La superficie debe estar libre de cera y barniz para que el producto penetre correctamente, por lo que el mueble previamente habrá sido decapado.

Conviene trabajar con agilidad para que el ácido no penetre en exceso en el mueble. El tiempo de actuación ronda también los 15 minutos, aunque depende del tono que se quiera conseguir. De nuevo es aconsejable realizar una prueba previa en un lugar poco visible para comprobar la acción del producto y cerciorarse de que no estropea la superficie.

Transcurrido el tiempo de actuación, el producto se retira con un trapo empapado en agua y se pasa una lija de grado fino por la madera. En ocasiones, el ácido provoca que parte de la fibra del mueble se levante, por lo que es necesario alisar la superficie. Tanto la aplicación del ácido como el lijado deben realizarse en el sentido de la veta.

4 comentarios:

Chus y Cristiane dijo...

Genial está explicación, me parece muy buena.
Me alegra conocer compañeras de profesión en la red.
Un besito. Chus

Ольга dijo...

Gracias Chus, hasta hoy no había visto tu comentario. Besos

Nastasia dijo...

hola, Olga
привет
eso es lo ke yo buscaba aqui en España, lo ke llamamos en Rusia
Щавелевая кислота.
Es bonissima para eliminar las manchas de hierro oxidado en el baño y de la ropa.
¿Donde se puede comprarla aqui?
Saludos

Ольга dijo...

Hola Nastasia, seguramente en España lo encontrarás en las droguerías. Saludos